CURSO DE VERANO CON GNP IDIOMAS EN CALIFORNIA, UN VIAJE QUE RECORDARÉ SIEMPRE

No Comments 1605 Views0


Lourdes Kayak– Por Lourdes Cutuli –

Hace cuatro años tuve la oportunidad de viajar a Laguna Beach, California, con el curso de verano de GNP para mejorar mi inglés.

Por fin llegó el día y nos reunimos todos en Barajas para empezar esta increíble aventura: el curso de verano en Laguna Beach, California, organizado por GNP Idiomas. Mi situación era peculiar ya que yo ya había finalizado mis estudios universitarios, y los estudiantes que venían en mi mismo grupo eran ligeramente más jóvenes, pero no fue absolutamente ningún problema.

a

llegada big

a

Al principio estaba un poco asustada puesto que era la primera vez que salía de España para estar durante un mes aprendiendo un idioma nuevo, y no sólo me iba al extranjero sino que iba a California. La verdad es que yo sólo había estudiado inglés en el colegio, y por aquel entonces hacía tiempo que no lo repasaba, pero al ser maestra de Educación Primaria, y teniendo en cuenta que todos los coles se convertirían en bilingües tarde o temprano, realmente necesitaba mejorar mi nivel.

a

class

a

Desde el momento en el que nos bajamos del avión, ya se respiraba en el ambiente todo lo que nos quedaba por vivir. Aterrizamos en Los Ángeles y nos recogieron para ir a Laguna, una ciudad pequeña pero con muchísimo encanto. Algunos de los chicos que venían con nosotros ya repetían, aunque había bastantes que eran novatos, como yo. Cuando llegamos, nuestras host families estaban esperándonos para recogernos y ¡ahí empezó realmente la aventura!

a

host family

a

Durante todo el mes, pudimos estar en contacto directo con las costumbres de una familia estadounidense. Mi familia me recibió con los brazos abiertos y tuve bastante suerte puesto que mis host parents eran profesores también por lo que pude aprender un montón del Sistema Educativo y me ayudaron muchísimo a lo largo del proceso. Cada mañana, antes de ir a clase, mi host father y yo solíamos leer el periódico juntos, para mejorar mi pronunciación. Siempre estaban dispuestos a ayudarme con cualquier cosa que yo tuviera algún tipo de dificultad. Me consideraron una más de la familia, tanto ellos como mi host sister and host brother, pues tenían más o menos la misma edad que yo, y juntos lo pasamos en grande. ¡Para mí siempre serán my american family!

a

host family complete

a

A lo largo del mes, acudíamos a clases de inglés por las mañanas. Como maestra, puedo decir que las clases estaban muy bien preparadas pues era todo muy práctico y sobre todo enfocado a practicar, practicar y practicar el idioma. Después de las clases, siempre teníamos preparada alguna actividad en la playa, en la montaña, y a todas y cada una de ellas nuestros host brothers and sisters estaban invitados y también sus amigos. Por esta razón, aunque éramos un grupo de diecisiete españoles, siempre teníamos que hablar en inglés.

a

barbacue

a

Además de las clases y las actividades diarias, todos los viernes teníamos excursiones a diferentes lugares de interés. En nuestro viaje, visitamos: Catalina Island, Universal Studios, Los Ángeles y la última semana Six Flags Magic Mountain. En estas actividades y también las que realizábamos durante la semana, siempre estaban con nosotros dos monitores de GNP Idiomas, Nico y Liam, los dos encantadores y dispuestos a pasarlo bien y ayudarnos en todo. Si no hubiera sido por ellos, el viaje no hubiera sido igual. Durante los fines de semana, también realizábamos quedadas con todos nuestros host brothers and sisters, a menos que ya tuviéramos algún plan hecho con nuestras familias.

a

bolera

a

Todos nos recibieron con los brazos abiertos, todo el mundo estaba interesado en conocer algo de nuestra cultura, y sobretodo y lo que más te ayuda a crecer como persona es que durante todo el mes se crean lazos que nunca se romperán. Para mí, este mes me sirvió para enamorarme del inglés, para darme cuenta de que su aprendizaje requiere un largo proceso, pero al mismo tiempo me sirvió de trampolín para aprender inglés y sobre todo para utilizarlo. Para que no me diera vergüenza el hablar y equivocarme, para aprender a través del contexto, y para convertirte en una esponja que todo lo absorbe. Conocí a personas totalmente increíbles y sin duda alguna es una experiencia que recomiendo absolutamente a todo el mundo, porque viajar te abre la mente,  y más cuando es al lado de buena gente.

 a

the end

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *